viernes, 17 de febrero de 2017

UNIVEX


Desde 1936 el ciudadano alemán ENRIQUE WIESE MIELE estaba instalado en Barcelona, y se nacionalizó español en 1939.

En 1940, montó un pequeño taller en la calle Londres, 188 bajos dedicado a la fabricación de artículos fotográficos. El local de unos 55 m2, más unas oficinas de unos 35 m2, contaba con muy poca maquinaria: un torno, un taladro y una muela.
En 1941 ostentaba la representación de algunas marcas alemanas de instrumentos ópticos de precisión, y la del fabricante de plumas estilográficas Montblanc (la marca MONTBLANC había sido registrada en España en 1913 por la “Simplo Filler Pen Co.” de Hamburgo, Alemania).

Las actividades de Enrique Wiese eran principalmente comerciales. El negocio empezó funcionando bajo el nombre comercial de “UNIVEX  OSMIA SERVICE” y en los años cuarenta con el de “CASA UNIVEX”.
(Posteriormente, en 1973 se transformó en una sociedad mercantil, y en 1984 sus hijos, Hubert y Joachim, junto con otro socio minoritario crearon la sociedad anónima “UNIVEX, SA” dedicada exclusivamente a la comercialización de objetos de escritorio y de artículos de regalo).
Durante la década de los años cuarenta la fábrica de las MONTBLANC en Hamburgo fue destruida por los bombardeos aliados de la II Guerra Mundial (Jens Rösler: “The Montblanc Diary & Collector’s Guide”).
Este hecho, unido a las grandes dificultades que las importaciones sufrían en España como resultado de las secuelas de la guerra civil y la política económica autárquica del gobierno español, quizás fue lo que indujo a Enrique Wiese  a buscar alternativas a las plumas “MONTBLANC”, comercializando sus propias plumas.
En mayo de 1941 Enrique Wiese registró la marca “UNIVEX” para plumas estilográficas y portaminas, que se empezaron a comercializar desde finales de 1940.
Debieron ser fabricadas por terceros, pues el taller de la calle Londres no disponía de la maquinaria apropiada. Este taller se trasladó en 1946 a la calle Copérnico 60, y tan sólo en una ampliación efectuada en 1948 dispuso de un torno revólver capaz de fabricar plumas estilográficas. Además, en los documentos oficiales dirigidos al Ayuntamiento de Barcelona hasta 1950 siempre figura, como objetivo del taller, la fabricación de artículos fotográficos. En todos los numerosos registros de la propiedad industrial se deja claro cuál era la principal, por no decir exclusiva, preocupación de la familia Wiese en el período 1933/1963: se refieren a máquinas fotográficas y el resto a prismáticos, fotómetros y a útiles diversos.  


Cámaras Univex de Enrique Wiese:
Cámaras UNIVEX españolas y listado obtenido en la web enlazada aquí abajo. 


Nota: “Univex” era también la marca de la Universal Camera Corp. de Nueva York, registrada en 1932 por Otto W. Githens y Jacob J. Shapiro, fabricantes de cámaras y proyectores de cine, cámaras fotográficas, prismáticos, además de material sensible. La compañía se declaró insolvente el 1952 aunque permaneció en existencia hasta1964.
Curiosamente, los modelos de cámaras en baquelita son similares a los de Wiese, y no se conoce que tuvieran ninguna relación comercial. 


Todo ello abona la tesis de la más que probable fabricación de las plumas “UNIVEX” por terceros.


Las plumas UNIVEX son de buena calidad, y sus variados modelos recuerdan por su diseño a modelos alemanes de los años treinta y cuarenta. Los sistemas de carga son de botón o émbolo, y llevan plumines de oro de varias marcas (algunos  Montblanc), que es característica distintiva de los marquistas. En su mayoría llevan grabada junto a la marca “UNIVEX” la inscripción “LUXE EXTRA TRADE MARK”.



A continuación se muestran algunas estilográficas UNIVEX.

Pluma de diseño antiguo, cuadrada y con tapón alto del capuchón.
Carga por botón. Plumín Degussa de 14K.

Pluma ojival (“torpedo”) en cuerpo y recta en capuchón.
Carga por botón. Plumín Soffer.

Salvo por el clip, la siguiente pluma ya muestra las características usuales de la gran mayoría de las Univex.
Carga por botón. Plumín Bock “warranted” de 14K.


Esta pluma tiene la “configuración estándar” completa, con su clip y “joyas” terminales. Grabada inusualmente en el cuerpo solo con el nombre.
Carga por botón, plumín Montblanc de 14K.


Igual a la anterior, cambiando solo el celuloide.
Carga por botón. Plumín “Warranted” de 14K.


Modelo estándar, con un celuloide en “espina de pescado”.
Carga por botón. Plumín “Warranted” de 14K.

Modelo estándar. Celuloide en “piel de serpiente”.
Carga por botón. Plumín “Warranted” 14K.

Modelo estándar en celuloide negro a bandas lisas y granuladas.
Carga por botón. Plumín Degussa 14K.


Pluma en celuloide negro liso. Nuevos clip y anillo central del capuchón.
Carga por botón. Plumín Degussa de 14K.


Pluma en celuloide negro liso. Clip y anillo como el central de la anterior.
Carga por émbolo. Plumín Warranted de 14K.


Pluma de celuloide marmolizado en un diseño diferente.
Carga por émbolo. Plumín “Warranted” de 14K.
Diferente grabado en el capuchón de la pluma anterior.


Alrededor de 1950 aparecieron en el mercado español plumas estilográficas con la marca “MONTBLANC” con la inscripción grabada “Fabricado en España por E. Wiese” (según parece Enrique Wiese gozaba de una muy buena relación con las autoridades del régimen, ya que no fue hasta el año 1959 en que la situación económica empezó a cambiar con el Plan de Estabilización). Lamentablemente ni los descendientes de Enrique Wiese ni la empresa alemana Montblanc facilitan ningún tipo de información.



Albert Doménech abordó el tema en dos artículos – “Las plumas Montblanc, Waterman, Aurora y Conklin, fabricadas en España en los años 40” y “Las Montblanc españolas” – publicados ambos en la revista STYLOGRAFÍA, nº 41 marzo 2002 y nº 65, marzo-abril 2006.

Además se ha publicado el libro de Jesús Martínez Guillén: “Las Montblanc Españolas” (Ed. Fragua), que ya está en 2ª edición. 

Con estas Montblanc desaparecieron del mercado las Univex.




Miguel Huineman


Se agradece a quienes han prestado sus colecciones para fotografía, y a D. Rafel Pujol Marigot sus estudios y escritos sobre las marcas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada